La decisión de Estados Unidos de salir del Acuerdo de París contra el cambio climático perjudicará a ese país en mayor medida, y contrario a lo que se piensa, el tratado no se debilitará, por el contrario, se verá reforzado por el liderazgo que podría ejercer en esa materia China y la Unión Europea (UE).

De esta manera lo explicó Carlos Gay García, coordinador del Programa de Investigación en Cambio Climático de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) e investigador del Centro de Ciencias de la Atmósfera (CCA) de la máxima casa de estudios.

En su análisis puntualiza que la Unión Europea lleva muchos años actuando de manera convencida en este contexto y en la reducción de emisiones, y su influencia se veía disminuida debido a la aprobación o desaprobación de la Unión Americana.

De modo que esta decisión le puede venir bien al acuerdo, pues EUA ha sido un freno constante a medidas más estrictas que en algún momento se trataron de emprender.

Ahora está en un club diferente, junto con Siria y Nicaragua: el primero ausente del acuerdo porque está en medio de una guerra que debe resolver, y el segundo porque le pareció poco lo que se exigía por país.

Con información de Noticias MVS