fiestas-ok

Las fiestas patrias constituyen una oportunidad para reunirse con amigos y familia para disfrutar de bebidas y platillos que representan un gasto extra. Por ello, en muchas ocasiones la resaca abarca hasta la cartera.

Te presentamos cinco pasos, te ayudará a dar el grito sin afectar a tu bolsillo:

Prepara un presupuesto: Lo que consideres gastar en estas fiestas, mételo a tu presupuesto como un gasto variable, pero toma en cuenta sobre todo que no afecte tus responsabilidades como el pago de renta, servicios, colegiaturas, transporte, etc.

Cubre tus deudas: Antes de hacer cualquier plan, ponte al día con tus deudas. Primero checa cuánto debes, págalo y con lo que te sobre puedes empezar a planear tus gastos para la celebración.

Planea con amigos: No asumas todos los costos de la reunión o fiesta. Júntate con tus amigos más cercanos para fijar un presupuesto y así cobrar partes equitativas a todos los miembros de la celebración. Además, al tener más personas ayudándote a planear lo harás más rápido y menos tedioso.

Usa lo que tienes en casa: Si vas a necesitar decorar o comprar materiales, primero revisa si tienes algo en casa que puedas reutilizar o que te sirva para no gastar de más.

Evita usar la tarjeta de crédito: Son momentos como éste los que te tientan a dar el ‘tarjetazo’. Si deseas celebrar a un ritmo diferente al que te permiten tus recursos, entonces surge la tentación de gastar ahora y pagar después pero detente y piensa en las consecuencias. ¿Podrás pagar todo después u otros compromisos te lo impedirán? No dejes nunca de ladoo tu capacidad de endeudamiento.