3D running medical man with skeleton knees highlighted

Una de las partes sobre la que recae todo el esfuerzo que realiza el cuerpo humano son las rodillas, por lo cual hay que cuidarlas para evitar futuras lesiones que puedan llegar a inmovilizar el organismo.

Recomendaciones para mantener tus rodillas sanas y bien cuidadas:

Calzado adecuado

Cada vez que te ejercites asegúrate de tener un calzado adecuado, ya que esta medida ayudará a que te lesiones al amotiguar la fuerza de tu pisada.

Evita excederte

Cuando una persona incrementa el impacto que reciben las rodillas se produce un dolor localizado en ellas, uno de las dolencias que más personas padecen. Lo mejor es establecer ciertos descansos para evitar lastimar tu cuerpo.

Ten cuidado con los ejercicios

Al escalar, bajar escaleras o subir tramos con gran desnivel estás ejerciendo un mayor peso sobre tus rodilla y se desgasta la rótula, lo que ocasiona que disminuya la capacidad de movimiento. Ante esto se recomienda realizar estas actividades con cuidado para no crear mayor afectación.

Realiza calentamiento

Es importante realizar flexionar esta articulación antes de correr o realizar cualquier tipo de ejercicio.

Identifica el dolor

Es importante diferenciar la fatiga del dolor de rodillas, ya que cuando es dolor puede que esta zona se encuentre en riesgo de sufrir una lesión. En caso de que esta sea tu situación lo mejor es tomar un periodo de descanso y después iniciar tu práctica de manera progresiva.

Cuando las personas ya presentan algún tipo de lesión en esta zona, se recomienda que acudan con un especialista para realizar terapia física y trabajar la movilidad de las rodillas.