mascotas

Está comprobado que los niños que se crían en compañía de mascotas suelen ser menos propensos a presentar cuadros de ansiedad, y además asumen el concepto de responsabilidad de manera más fácil.

Un estudio realizado por la Universidad de Oklahoma analizó a 643 niños para mostrar las diferencias notorias que se pueden ver entre los pequeños que tienen alguna mascota y los que no.

Beneficios

Los perros y los gatos suelen ser de los más comunes a la hora de pensar en llevar un animal a la casa. Esto se debe a que tienen la capacidad de volverse importantes en la vida de los que conviven con alguno de ellos, ya que su presencia en la casa está relacionada con beneficios para la salud, principalmente la mental. Sin embargo, las mascotas en general tienen la gran habilidad de cumplir el papel de compañía para las personas.

A través de dos estudios sobre el vínculo animal con los niños realizado por la Fundación Affinity, los expertos llegaron a la conclusión que el tener una mascota hace a los niños responsables, ya que sienten la necesidad de encargarse de alimentarlos, darles agua, bañarlos, y cuando son mayores van asumiendo otro tipo de responsabilidades como sacarlos a pasear e incluso preocuparse por su salud.

Las mascotas

Durante mucho tiempo se ha considerado a los canes como los mejores amigos del hombre, y aunque repetimos una y otra vez esta frase, muy pocos saben los beneficios que generan estas mascotas.

Además, está comprobado científicamente la fidelidad que expresan ambos en independientes circunstancias.

Dentro de los beneficios que los canes ofrecen a los niños está la mejora del estado físico desde temprana edad, ya que estos animales tiene un gran porcentaje de energía que necesitan liberar, de esta manera, se vuelve primordial correr, pasear y realizar juegos diarios, lo que hará que los niños que estén a su alrededor se mantengan activos.

Según un estudio publicado en el American Journal of Public Health, los niños con perros pasaron más tiempo haciendo actividades físicas moderadas o vigorosas que los niños que no tenían uno.

Gatos 

Recientemente una campaña de la Fundación Affinity denominada ‘Contigo 7 vidas’, aseguró que los gatos “también son grandes amigos de los humanos”. Expertos indicaron en la revista norteamericana Jama, que los niños que en el primer año de vida tiene una mascota tienen menos posibilidades de sufrir de alergias ya que desarrollan anticuerpos.

Es posible creer que los gatos son animales que la mayor parte del tiempo se dedican a descansar, por lo que no generarían beneficios en la vida de un niño. Sin embargo, diferentes expertos han encontrado que la presencia de estos felinos domésticos podría ayudar a bajar los niveles de estrés.

Los ronroneos producen un efecto relajante, que en el ámbito médico ha dado resultados para el tratamiento de enfermedades cardíacas, psicológicas e incluso la hipertensión.

Otro estudio publicado en el American Journal of Cardiology indicó que las personas que tienen gatos tienen menor probabilidad de morir dentro del período de un año después de un ataque cardíaco que aquellos que no poseen uno.

Esta investigación explicó que acariciar un gato o solo escuchar su ronroneo, supone tener una vasodilatación de las arterias y vasos periféricos que favorece la relajación de las personas.

Los especialistas recomiendan que a la hora de optar por una mascota se haga énfasis en que estas no son un capricho, sino una responsabilidad.

Fuente: http://www.elheraldo.co/entretenimiento/las-mascotas-hacen-ninos-mas-responsables-302113