En México no hay suficientes empleos y los que hay son mal pagados, lo que coloca al país entre los últimos lugares de las naciones en Latinoamérica con las peores condiciones de trabajo.

Según datos del Índice de Mejores Trabajos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), México está entre las últimas cinco posiciones entre los países latinoamericanos evaluados con las mejores condiciones laborales.

Este índice mide la calidad de los empleos y cantidad de estos que hay en el país. Y considera cuatro indicadores: participación laboral (población que está en edad de trabajar y tiene empleo o lo está buscando), ocupación (los que sí tienen un trabajo), formalidad ( los que tienen seguridad social) y salarios (que tengan empleos con sueldos que les permitan superar la pobreza).

Las puntuaciones para medir las mejores condiciones laborales van del 0 (la menor) y 100 (la mayor). Para alcanzar el máximo puntaje, un país debe tener a todas las personas en condiciones de trabajar con un empleo, que sea formal y aporte buenos salarios.

El país latinoamericano mejor calificado es Uruguay, con 71.9 puntos. Le sigue Chile (64.95), Panamá (63.81), Argentina (62.4) y Costa Rica (62. 17). En contraparte, los cinco peores lugares son: Guatemala (44.94), Honduras (45.3), El Salvador (48.23), Nicaragua (48.43) y México (50.26).

México está incluso por debajo del promedio regional. En cantidad, el país quedó en el puesto 13 con una tasa de participación de 74.2 frente a 77 del promedio de los latinoamericanos y de 70.7 vs 71.3 en ocupación. En calidad, obtuvo la décima posición en la tasa de formalidad laboral (23 vs 33.5) y la 14ª posición en el indicador de salarios (33.2 frente a 46.7).

Además de falta de calidad y cantidad, México es uno de los países con la mayor brecha de condiciones laborales entre hombres y mujeres.

México es el cuarto país con la mayor brecha de género en el Índice de Mejores Trabajos: los hombres tienen una calificación de 64.33 en las condiciones laborales, mientras que las mujeres están 26.9 puntos más abajo.

Uruguay es el país con la brecha de género más corta, con una calificación de 79.76 en las condiciones laborales de los hombres y de 64.19 para las mujeres, una diferencia de 15 puntos. En contraparte, el país con la mayor brecha es Guatemala con 62.2 puntos para los hombre y 29.2 para las mujeres, 33 puntos de diferencia.

Con información de Huffingtonpost