La glucosa es la cantidad de azúcar que nuestro organismo absorbe a partir de los alimentos con el objetivo de aportarnos la energía necesaria para poder funcionar correctamente y realizar algunas funciones básicas. El problema de la glucosa viene cuando los niveles se encuentran altos, derivado de los alimentos que consumimos.

Te dejamos algunos tips para controlar tus niveles de glucosa:

1. Es normal que por el ritmo de vida se coma en la calle, pero recuerda que no debes de abusar de los tamales, enchiladas, sopes, o quesadillas, en caso de que los comas hazlo en pequeñas porciones; tanto las proteínas como las grasas tienen un efecto sobre tus niveles de glucosa en la sangre.

2. Evita los dulces y refrescos. No te excedas en azúcares. Evita consumir dulces, jugos o refrescos por su alto contenido de azúcares. Si vas a disminuir la rigidez de tu dieta, cerciórate que sea con alimentos de alto valor proteico, por ejemplo la carne o los frijoles.

3. No tengas ayunos tan prolongados. Tu cuerpo tiene que recibir alimentos, recuerda que no puedes pasar más de 4 horas sin ingerir alimentos durante el día. Al disminuir los niveles de glucosa, el cuerpo comienza a utilizar las reservas de proteínas y puede llegar a haber alteraciones, no te arriesgues.

4. La regla de oro para bajar de peso y mantener buenos niveles de glucosa: divide tus comidas al día en 5: un desayuno, una colación, una comida, una colación y una cena. Con ello tendrás porciones más pequeñas, no pasarás hambre.

5. En caso de que seas diabético debes mantener un monitoreo y control permanente sobre tus niveles de glucosa. Recuerda medirla en ayuno o 2 horas después de haber comido, no debe ser mayor a 130 para la primera medición y mayor de 180 en la segunda.

6. No descuides la toma de tus medicamentos, porque son tu principal arma de control. Sigue el tratamiento para que obtengas los resultados que esperas.

7. Hidrátate constantemente, es esencial para una buena salud integral. Con cada actividad que realizamos perdemos una pequeña cantidad de agua.

8. Realiza la mayor actividad física posible, recuerda que dedicar 40 minutos de tu día a una actividad física contribuye a controlar tus niveles de glucosa.

9. Si presentas visión borrosa, orina y sed excesivas, son señales de que debes acudir a un servicio médico para un chequeo.

10. Si tienes alguna duda habla con tu médico, él sabrá cómo ayudarte, para tener una diabetes bien controlada está en la constancia de una buena alimentación, actividad física, aplicación de medicamentos y visitas regulares al médico.

Con información del Informador